miércoles, 31 de julio de 2013

USTED TAMBIÉN ES MIO.


(No estoy subiendo cualquier cosa, cada vez escribo menos, no es una necesidad para mi, pero sí un deseo plasmar lo que estoy sientiendo cada vez con más fuerza....RESPETAD AL SUMISO, si deseaís que se respete al DOMINANTE. No es un cuerpo , es un espiritu que se entrega, que llora y sufre, que siente y lucha por ser feliz....Basta de pajas cibernéticas, basta de pajilleros, basta de cotillas.....ésto es la vida real para algunos...y os juro que esos ...algunos nos morimos por empezar a vivir )



(la primera norma del crecimiento personal....ineludible en una Sumisa como en un Dominante)


Estuvimos buscando aquellas frases que nos eran más impactantes en la boca de una sumisa o sumiso....me reí, lo confieso, porque muchas de ellas eran altamente simpáticas. como ejemplo pondré:....quítame eso del
coño y meteme polla,.....o haz conmigo lo que te salga del nabo.....en fin, muchas , más no pude por menos que llegar a casa y reflexionar sobre las que yo pondría en un libro como míticas o como axiomas, como normas o cómo deseos.

Nadie entendió hace años cuando dije que yo era dominante porque me sentía más protegida, y que sólo sería mi Amo aquél hombre que me acariciara el alma.....

En ese sentido me perdí, pensando que cualquiera que sea egoísta y busque exclusivamente su placer, podría ser sumisa, pero no dominante. El Dom tiene una alta responsabilidad, a mi parecer, mucho más de lo que muchos piensan. No debe jamás ser ese sádico macho que busca follarse a su cuadra y que como excusa explota igualmente a la mujer cuan maltratador se tratara o vividor follador que tiene la facilidad de no ligar sino a un simple chasquido de dedos las tiene a sus pies listas, abiertas y dispuestas.

Más yo seguía en mis trece pensando que "no somos putas", aunque muchas se comporten como tal.

No deben existir normas en el BDSM, pero pienso que debe haber unas bases imprescindibles que se deben cumplir y un protocolo indispensable si realmente se quiere vivir éste mundo en tranquilidad y sobre todo en "confianza".

Dentro de éste protocolo incluyo que si un dom juega contigo, jamás será tu Amo, si El no lo decide, y la forma en la que debe dirigirse una sumisa es Señor, por ejemplo....


Una sumisa no es un objeto, es una persona con los mismos deseos que el Dom....vivir el BDSM intensamente. ; por tanto, nunca debes ser usada sin tu consentimiento.

Estoy pero que muy muy cansada, agotada psicologicamente de escuchar que todos los Amos son iguales, ....que todos desean aumentar su camada, que se pavonean de tener mil y una sumisa y que en el fondo somos ganado preparado para desgustar, devorar y deshechar cuando ya no les sirve. afortunadamente no todos son iguales (puedo hablar por mi Amo), pero no puedo hablar por el resto....(y me apena).

Insisto mucho en que hombres y mujeres somos diferentes , pero ¡QUÉ POLLAS!, nuestros deseos son los mismos, nuestros derechos y obligaciones...también.

Así que cuando me preguntaron a la frase del famoso libro ....¿y tú ....cuándo te corres?....mi respuesta debe, y es....Cuando mi Amo me dé permiso.

Esto implica dos cosas:
Que soy consciente de que soy una persona inteligente que decido libremente ser sumisa...
Y que en éste mundo se mezclan tantos sentimientos que debe y por favor entendedme, ratifico, DEBE ser direccional...

Yo soy de mi Amo,.....de la misma forma y en la misma medida que EL ES MIO.

(Sin equam non, no aceptaría jamás la sumisión)

sábado, 13 de julio de 2013

LA RENUNCIA DEL SUMISO



Mucho hablamos mi Amo y yo, nunca es demasiado para lo complejo de éste mundo.
Sé lo muchisimo que duele desprenderse de una vida, de recuerdos que nos hacen daño y que sin darnos cuenta nos hemos aferrado, de situaciones que hemos vivido y pensabamos que era lo mejor en aquél entonces, cuesta sobre todo abandonar los malos hábitos y las costumbres (eso forma al ser humano en cierto modo).
Pero siempre he dicho que NO EXISTE CURACIÓN SIN DOLOR, y cuando uno avanza y deja atrás lo malo, cuesta demasiado. Entonces se debe hacer una reflexión: ¿qué es lo que realmente me merece la pena conservar?.......Rebuscando entre las telarañas de mi alma me quedo con muy pocos amigos, mi perra, y nada material que para mi nunca tuvo valor alguno.....Y al vaivén de los nuevos tiempos de renacimiento siento que debo renunciar a muchos defectos de mi misma para ser la perfecta sumisa que mi Amo espera de mi....No renuncio a las esperanzas, ni al placer, ni al sentir, ni al recuperar personas que me han demostrado su auténtica amistad. (ésto va por efe), debo aclarar.....No renuncio a lo que llegue y confío sea mil veces mejor que lo que dejo.....Nunca somos viejos para aprender, si uno realmente lo desea. De eso puedo estar segura. Tanto, como de que la VIDA comienza en el momento en el que tú lo quieres.

QUEDARME VACÍA...PARA LLENARME DE TI.
Es mi deseo M. Valmont


viernes, 5 de julio de 2013

EL PASO



UNA VEZ DIJE....CRECER ES APRENDER A DESPEDIRSE,
Hoy me han enseñado que  LO DIFICIL SE CONSIGUE,
Y LO IMPOSIBLE, ...SE INTENTA.

miércoles, 3 de julio de 2013

LA EXCESIVA SENSIBILIDAD ES CONTRAPRODUCENTE PARA UNA SUMISA



Este es uno de mis problemas.
Siempre he sido demasiado pasional con las cosas que amo. Este es el caso de mi Dueño. El es mi Ley, pero como tal, duele.
Es curioso que me coma el mundo en mi vida normal, que nada ni nadie puedan afectarme hasta el punto del dolor, ...pero una simple regañina de mi Amo, un contratiempo, una mala cara, un gesto extraño a mis ojos, incluso el miedo que pueda producirme hacer lo que a El le agrade o decir lo que le pueda gustar, me afecte.

siento como si se me partiera el alma en dos, como si todos mis esfuerzos se quedaran en vano, como si mi trabajo diario de agradarle se estropeara en un instante.

No sé si es bueno tener esa excesiva sensibilidad, debería ser más dura conmigo misma, debería incluso aceptar todo lo que El me diga como parte de mi disciplina, que así lo es evidentemente..

No dudo que todo lo que hace es por mi bien, ...el tema es si yo todo lo que hago a El le parece bien.

Bueno, aquí lo dejo.
Debo seguir mi doma...